Fotovoltaica

Inicio » Autoconsumo » Fotovoltaica

La energía fotovoltaica ha cambiado mucho en poco tiempo. Ha pasado de ser una gran inversión para grandes empresas a convertirse en una instalación que también puede dar grandes rendimientos en viviendas unifamiliares.

Desde mediados del 2012 es una realidad: la electricidad producida por una instalación fotovoltaica resulta más barata que la comprada a través del suministro de red. La paridad de precio se alcanzó en 0,14 € /Kwh. y, a día de hoy, la diferencia ya es de 2 céntimos en favor de la fotovoltaica. La tendencia es que la electricidad de red cada vez sube más. Es lo que se desprende de las noticias o lo que se publica en los medios de Internet: http://www.serviciosenergeticos.org/2012/03/la-subida-imposible-

de-la-electricidad.html

 

Los incrementos de precio anual medio de la electricidad rondan el 10% de subida en estos últimos años, mientras que la fotovoltaica se encuentra en una tendencia de disminución de coste debido a las economías de escala. A partir de 2013 se espera que los costes del Kw. se reduzcan un 50%, lo que convierte a este tipo de energía renovable en una óptima inversión. En España la fotovoltaica presenta dos escenarios totalmente diferentes. El de las grandes para las que no existe prima a la inversión y el de las PYMES y particulares que optan por ser autogeneradores y autoconsumidores.

Cualquier vivienda pueda hacer una instalación entre 1 Kw. y 3 Kw. de forma fácil y rápida. Así se convierte en autogeneradora y autoconsumidora y puede alcanzar un ahorro eficaz en cada Kwh. Una instalación fotovoltaica en modo autogeneración y autoconsumo puede ahorrar hasta el 80% de la factura eléctrica. El precio del Kwh. actual con energía fotovoltaica esta en 0.10 €/Kwh. garantizado para los próximos 20 años, ya que solo se desembolsa dinero en la inversión inicial. Con la entrada en vigor del Real Decreto de Balance Neto, los excedentes de la autogeneración se pueden verter a la red eléctrica y recibir una compensación económica por ello, de modo que los periodos de amortización de la  instalación fotovoltaica pueden fijarse en 3 años frente a los 7 actuales.

Galería de imagenes